La aventura de una madre fotógrafa

Hoy os voy a contar cómo me aventuré en la fotografía de recién nacidos.

Aprovechando mi maternidad, el nacimiento de mi primer hijo, César, me ayudó a desenvolverme en el arte de fotografiar a recién nacidos. Poco a poco fui realizando sesiones a domicilio de hijos de familiares, amigos y conocidos. Esto reforzó mi proceso de formación que paralelamente he ido llevando con mis estudios de fotografía. Al desplazarme a las viviendas conseguí un trato muy personal con mis clientes.

Actualmente tengo la fortuna de realizar estas sesiones en un estudio acondicionado y con más recursos técnicos. Estoy emocionada de poder realizar mi trabajo día a día, aprovecho al máximo cada sesión para aplicar lo mejor de mis conocimientos. No hay nada más satisfactorio que poder ver la cara de cada padre al retratar a su pequeño.

Este pequeño relato viene acompañado de una de mis últimas sesiones, el pequeño Carlos. Como bien os he ido informado, los reportajes contratados a partir de septiembre 2017, vienen acompañados de un mejor servicio, calidad y edición fotográfica; una nueva y mejorada forma de trabajar.

Como siempre os digo ¡Mil gracias por confiar en mi trabajo! Mis ganas de aprender para evolucionar en este mundo son insaciables.

Puedes pinchar aquí y ver más sesiones de fotos de recién nacidos. Consulta mis tarifas y reserva tu sesión.

fotógrafa newborn en Orihuela

¡Compártelo!